Desprendimiento

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Desprendimiento

Mensaje por Admin el Sáb Jul 11, 2015 3:50 pm

Morir es dejar de pertenecer a este mundo material, salir del cuerpo para reunirnos con Dios, quien tiene las facultades de entender con misericordia nuestros actos en la tierra, sin embargo para los que nos quedamos significa un desprendimiento, cortar con toda comunicación sensorial con aquel ser con quien en muchos momentos hablamos, nos divertimos, y sentimos su presencia de diversas formas, esto no suena nada fácil, pero debido a las circunstancias obvias de esta vida debemos entender que es la única realidad de la cual tenemos certeza, no sabemos cuándo va a pasar, no sabemos cómo, solo sabemos que a todos nos llegara nuestro día y pedimos para que sea lo menos doloroso posible y ojala sin hacer mucho daño a nuestros seres queridos, no obstante, unos cuantos valientes deciden por si mismos su momento de partir, Dios lo permite porque El, al hacernos a su imagen y semejanza nos da las facultades de decidir cada paso que damos, El ser supremo es un observador y nada en este mundo pasa sin que Él lo permita, el dolor en esta situación es muy grande y nos embargan las preguntas, los que seguimos en este mundo queremos saber que hicimos mal, y que tanto influyeron nuestros comportamientos en esta decisión, este peso se puede hacer cada día más grande y la cruz que empezamos a cargar nos mata en vida, fijémonos que aún si no somos capaces de realizar una acción tan radical como quitarnos la vida, si estamos permitiendo que un dolor nos agobie, nos quite el sueño, y hacernos tantas y tantas preguntas solo nos lleva a hundirnos en una depresión sin fondo, de la cual solo nosotros con ayuda de Dios podemos poner punto final.

Para poder terminar con este dolor debemos dejar nuestro egoísmo a un lado y empezar a aceptar, no juzguemos más, ni nos hagamos más preguntas a las cuales no encontraremos respuesta, no busquemos culpables, los culpables no existen, y si existieran nosotros no estamos llamados a encontrarlos, cuando confiamos en Dios sabemos que Él no se queda con nada y que El solamente El, está llamado a hacer justicia, hay que entender que en el mundo material solo hay situaciones que desencadenan otras situaciones, nosotros aceptando podemos empezar a romper cadenas; no sé si han notado que en las familias se suelen repetir muchos patrones de conducta, es un ciclo tangible y en el momento que nos volvemos conscientes del mismo estamos llamados a romperlo, cuando analizamos nuestro dolor y miramos hacia atrás, vamos a encontrar que muchos de nuestros familiares ya han sentido esto que nosotros estamos sintiendo, tengamos algo claro, las maldiciones no existen, lo que sí existe y con lo que convivimos a diario es con una herencia de falta de buenas acciones, dificultad de aceptación y un inmenso egoísmo, ahora que sabemos esto, estamos llamados a empezar el cambio, recordemos que cada situación que Dios nos envía tiene una razón y esa razón se resume en aprendizaje, no nos demos golpes de pecho ni tratemos de cambiar el pasado, eso no lo podemos hacer, mejor empecemos hoy siendo buenos seres humanos, bondadosos y pongamos todo de nosotros para hacer el bien, aun cuando creamos que la persona que tenemos al lado no lo merece, siempre hagamos el bien, cuando veamos patrones negativos que vienen desde nuestra niñez no sigamos en ellos, cambiemos lo negativo que hemos visto en nuestra familia, así podremos romper cadenas y ahorrarle este gran paso a nuestros hijos y nuestros nietos evitándoles grandes sufrimientos, nosotros podemos cambiar la historia si actuamos de acuerdo a la verdad, el amor, la honestidad, la responsabilidad y la Fe.

Admin
Admin

Mensajes : 2
Fecha de inscripción : 10/07/2015

Ver perfil de usuario http://observo.creeforo.com

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.